Sentencia sobre Chomsky

CASO 59-2020: Noam Chomsky

SENTENCIA ÉTICA

Estimados Fiscal, Embajador de Paz y Defensores de los Derechos Humanos del Comité Internacional de Ética Budista (CIEB) y Tribunal Budista de Derechos Humanos (TBDH), respecto del Caso 59-2020 contra Noam Chomsky, por medio de la presente, en el día 3 de Enero de 2021 se deja constancia de que se ha concluido el juicio ético para analizar las violaciones a los Derechos Humanos y a la Ética Budista realizadas por el acusado.

Luego del análisis de la presentación del Caso y la validación de pruebas, se ha procedido con la votación de 4 Defensores de los Derechos Humanos, todos los cuales confirmaron que es Justa la acusación hacia Noam Chomsky por los graves delitos de Negacionismo del Genocidio.

El Comité Internacional de Ética Budista ha podido recopilar evidencias que comprueban que Noam Chomsky ha cometido Negacionismo del Genocidio por manifestarse a favor del régimen dictatorial que causó una masacre de decenas de miles de maestros budistas en Camboya, lo cual es una expresión prohibida por el Derecho Internacional. Incluso, Noam Chomsky también ha incurrido en otros actos de Negacionismo sobre los genocidios de Ruanda y Srebrenica, lo cual demuestra claramente un patrón intelectual inmoral y criminal que por motivos políticos se pone del lado del terror en vez de ponerse en el lugar de las víctimas. Claramente, la falta de empatía (shu) con las víctimas de masacres demuestra un nivel de perversión intelectual gigantesca.

El Comité Internacional de Ética Budista ha descubierto que este Negacionismo del Genocidio por parte de Noam Chomsky tiene evidentes motivaciones políticas, pues este pensador está aliado a regímenes de izquierda y asume una posición antinorteamericana que sesga y nubla todo su entendimiento sobre las peores tragedias de la historia. Esta política negacionista de Chomsky es una visión inadecuada y contaminada de aversión y dualismo, llevándolo a ser un pensador social que carece tanto de empatía (shu) hacia las victimas como también de desapego hacia el Poder mundano, lo cual es evidente en su negación o justificación de los peores crímenes contra la humanidad que han ocurrido en la historia de la civilización. El Derecho Budista condena enérgicamente esta desviación intelectual criminal que desprecia a la vida y la Verdad.

El Maitriyana enseña que los pensadores sociales deben defender los más altos ideales del ser humano, comportándose éticamente y siempre protegiendo la dignidad intrínseca de la vida. A pesar de que Chomsky ha tenido una influencia importante sobre el campo intelectual occidental, indudablemente su figura simbólica y cultural está idealizada, desarrollando un pensamiento totalmente insignificante en comparación con las filosofías sociales de Gautama y Confucio. En este sentido, mientras que el reconocimiento de la Verdad llevó a los maestros Gautama y Confucio a encarnar el nivel del Ser Libre (Bodhisattva), que es el Ser Noble o Éticamente Evolucionado (Junzi) que manifiesta los valores espirituales de la compasión y el sentido de Propósito del humanitarismo (ren), en cambio, el negacionismo del genocidio lleva a los pensadores sociales a encarnar el nivel del Ser éticamente deficiente o subdesarrollado (jian zhang fu), que es el Ser deshonroso o inescrupuloso (xiaoren) que defiende a la vía de los tiranos (badao).

El Maitriyana demuestra que los maestros Gautama y Confucio desarrollaron el movimiento filosófico social más amplio de la historia, enseñando la vía hacia el desarrollo ideal de la naturaleza humana (xing), lo cual significa que la sociedad tenga rectitud (yi) en las estructuras políticas, económicas, culturales y ambientales. De este modo, la conducta apropiada (li) del ser humano no sólo es alcanzar el Despertar individual (Bodhi) sino también lograr el nivel más alto de la civilización: la vía del verdadero gobernante (wangdao), un mundo regido por la paz (tai), la justicia, la sabiduría (zhi) y la armonía (he). Obviamente, este estadio de civilización socialista libertaria requiere trascender al capitalismo salvaje y al comunismo autoritario, vaciando al ser humano de los males de la codicia, odio y engaño.

A diferencia de pensadores éticamente deficientes o subdesarrollados (jian zhang fu), que son seres deshonrosos o inescrupulosos (xiaoren), en cambio, el Ser Noble o Éticamente Evolucionado (Junzi) sigue el Camino de la compasión y el humanitarismo (ren), siendo un ejemplo para los demás en todo momento y lugar. De hecho, aunque el Ser Libre y Pleno (Bodhisattva-Junzi) es claramente un ser noble y culturalmente evolucionado muy distinto de las personas ordinarias, ciertamente vive en paz con éstas, mientras que el pensador éticamente deficiente y deshonroso (jian zhang fu – xiaoren) es igual a las personas ordinarias aunque no vive en paz con éstas. El Ser Noble (Junzi) es espiritualmente evolucionado, siendo amable, humilde, respetuoso, fiable, considerado, audaz y crítico, aunque este estatus especial no hace que su aprendizaje (xue) se detenga ni tampoco lo aleja del resto de los seres humanos, sino que incluso hace que se sienta mucho más preocupado por la vida del prójimo, buscando que todos los seres alcancen la Liberación y nunca experimenten la opresión ni el genocidio. En definitiva, sin la guía compasiva y los ideales humanitarios del Ser Noble y Evolucionado (Junzi) la sociedad pierde su conducta apropiada y civilidad (li), involucionando en un caos de guerra, injusticia, ignorancia y contaminación.

Al ser la manifestación más desarrollada de la Espiritualidad Budista y Confucionista, el Ser Noble y Evolucionado (Junzi) no debe posicionarse en la sociedad como un mero pensador académico especializado, que es algo muy fácil de lograr, sino que más bien debe ser un recipiente (qi) de la conducta adecuada (li) y el Camino Espiritual (Dao), practicando la rectitud (yi) y cumpliendo la Misión Divina (Tianming) en lugar de estar aliado a regímenes políticos autoritarios.

En conclusión, el Maestro Gautama Samyaksambuddha asumió la defensa de la Verdad, que es el deber de todo filósofo social verdadero, motivo por el cual la Espiritualidad Budista considera al engaño como uno de los principales males o venenos de la mente. De este modo, el Derecho Budista juzga y sentencia a Noam Chomsky como Responsable de Negacionismo del Genocidio.

Con espíritu de reconciliación (maitri),

S.E. Maestro Maitreya Samyaksambuddha

Presidente y Juez del Comité Internacional de Ética Budista & Tribunal Budista de Derechos Humanos

Un comentario en “Sentencia sobre Chomsky

  1. Pingback: Caso 59: Noam Chomsky | Comunidad Budista Maitriyana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s